desdoblamiento

toco a mi propi puerta

quien abre soy yo

sorprendida por la visita

yo vivo aquí

yo también

nos miramos retándonos

a ver quién podía más

ella -yo misma-

por las dudas

cerró la puerta en mi nariz tan chata

como la de ella

 

Advertisements

desperfectos

todo se rompe al mismo tiempo

el interfón

la cerradura de la puerta

la ventana

todo

los dientes

el tobillo

la casa rota los dientes rotos la cafetera descompuesta

la lavadora que dejó de funcionar hace meses

me hace recordar que la vida no es breve

ni maravillosa

ni tiene propósitos ulteriores

somos esa hendidura donde la llave entra

y no tiene caso seguir dando vuelta

la puerta no abrirá más

 

la nevada en chicago

no entiendo nada

cada vez entiendo nada de nada

de lo que veo

oigo

respiro

sospecho

los sucesos me rebasan

lo real

la sangre del monitor

las discusiones

una nota científica decía que Chicago en la última nevada

la más fría en 100 años

tenía manzanas hechas de hielo suspendidas en las ramas

sin fruto adentro, sin semilla

comida hecha de agua

para nadie

vestigios

4500 millones de vida en la tierra

aseguran

que somos capaces de hacer videos cocinando hotcakes y subirlos a la red

navegar en un bote en medio de la nada

cortar árboles o tomates para la ensalada

pero todo con una cámara enfrente

para los seres del futuro cuando un nosotros deje de existir

o los hijos

o los habitantes fuera del planeta con tecnología que quieran aburrirse un poco

con la estupidez

qué aburridos somos

pienso yo

pero, por otro lado, no dejo de pensar

en los miles de videos producidos en casa

los home happy videos han superado la pornografía casera

estoy en shock

una mujer armada de sartén y pala de madera es más influyente

que una arqueóloga que dedicó 30 años en sacar el polvo de un esqueleto quizá sagrado

o unas tetas enormes balanceándose al borde de una cama al desmayo del placer

lo que quedará de un nosotros

será la masa elaborada de leche, huevos, harina, mantequilla y una sartén muy muy caliente

no seremos otra cosa que comedores de pasteles

y como muestra de civilización una pala de madera

y familias sonriendo en anuncios felices sin patrocinadores

todos los días del fin del mundo serán domingo y un nosotros se sentará a la mesa

y dirá Esto es lo mejor de la vida